19 comentarios sobre “Historia de la Sección Áurea: Mitos y realidades”

  1. Uff!! Un extenso viaje por la historia nos has regalado Óscar!! Muy interesante el contenido de este artículo. Yo, la verdad, nunca he tenido en cuenta esta proporción a la hora de disparar y veo difícil que alguna vez lo haga. GRACIAS una vez más por ilustrar. Siempre se salgo de aquí con la sensación de ser más «culto». Menudo trabajo el que hiciste en esta entrega que nos regalas!! Saludos!!

    1. Muchas gracias Ernesto. Esta es una de esas reglas que todo el mundo da por hecho, pero que siempre vale la pena comprender para elegir se se usa o no. Al final depende de lo que cada quien busque con su cámara. ¡Un abrazo fuerte!

  2. «Hoy comprendemos que la apreciación estética es, además de subjetiva, fruto de un consenso social, intelectual y cultural.» Esa frase, SU frase, es el trasfondo que intento trasmitir a mis alumnos de fotografía. El texto sobre la proporción áurea, es muy clarificador, y, sin saberlo, seguía su sabio consejo, está bien conocer ese número, sus relaciones e historia, pero basta con eso.
    Gracias por el articulo, contribuirá con ejores clases.

  3. Buenas. Su trabajo es admirable profesor Oscar C.
    Un saludo desde Costa Rica.

    Gracias por compartir su invaluable conocimiento en el campo de la fotografía.

  4. felicidades Oscar me encantó tu articulo, yo en lo personal como arquitecto siempre las tomo en cuenta, creo que realzan la belleza, saludos

    1. Gracias Marco. Yo pienso que sí hay muchos motivos para comprender y aplicar los puntos áureos y la proporción dorada, aunque también al preguntarme realmente de dónde había salido el concepto y qué tan documentado estaba me encontré que también hay elementos para cuestionar estos conceptos. Al final creo que lo importante (e interesante) es formar un criterio para trabajar desde el conocimiento. Mil gracias por el comentario y muchos saludos.

Deja un comentario